La adicción como promotor de la evolución y el bienestarHay hábitos que se reiteran una y otra vez, y cuando no se pueden controlar terminan generando adicciones. Todos somos un poco habituados a algo, y cuando ya no lo podemos controlar pasa al terreno adictivo. Y desde ese lugar es importante que veamos que hace que eso esté allí.

La adicción es la repetición de comportamientos con consecuencias negativas tanto para uno como para el entorno. Y cuando hablo de adicciones no me refiero exclusivamente al consumo de sustancias, sino también a las emociones. El ser humano se vuelve adicto a ciertas emociones, y la raíz de toda adicción emocional está en la salida del dolor, y asimismo, en la búsqueda del placer inmediato.

En este artículo vamos a explorar como la adicción puede funcionar como una oportunidad para acelerar el camino evolutivo de cada persona.

niveles de empatía

¿Qué es una adicción emocional?

Ya sea que tú seas el que reconoce una adicción emocional en ti mismo o en otros, es importante relacionarse con la adicción de una determinada manera. Primero, sin juzgar al adicto porque a veces el término adicto o adicción suena como algo malo. La adicción no es ninguna mala palabra, es simplemente una forma de acostumbramiento a la química corporal. Francisco Varela dice que, así como tenemos un modelo mental,  nuestro cuerpo tiene una identidad corporal o química. Y esa identidad corporal busca mantenerse, muchas veces a través de la adicción.


El camino evolutivo a través de la adicción emocional

La evolución sucede a una determinada velocidad. Nosotros vamos en un camino evolutivo, y podemos ir más lento o más rápido dependiendo de ciertos factores. Hay ciertas experiencias que aceleran nuestra evolución y hay otras que la demoran.

Muchas veces las adicciones sirven como el motor para que se acelere la evolución del ser. ¿Cómo sucede esto?

Llegado a un punto suficientemente incómodo en la vida, una persona tiene dos opciones.  Puede apretar el acelerador y seguir su camino evolutivo o soltarlo y dejarse estancar por la adicción. Una adicción funciona como el mecanismo generador de la incomodidad. Y ante ella, podemos elegir soltarla o no dejarla ir. Cuando elegimos apretar el acelerador hacia nuestro camino evolutivo elegimos salir de la adicción. Para esto les recomiendo leer el artículo “Cómo salir de una adicción emocional”. De esta manera se genera la inteligencia espiritual y el ser se desarrolla.

Salirse de una adicción es una conquista, un desarrollo que deja mucha sabiduría. Cada elección emocional reconocida es un elemento de incomodidad para promover el avance evolutivo. Lo que origina el salirse de la adicción es comprender de manera diferente quién estamos siendo.

Cuando se nos disparan las mismas emociones ante las mismas situaciones estamos ante un patrón de adicción emocional. Y a veces no basta contar hasta 10. No se puede auto-regular tan fácilmente una emoción porque ya forma parte de la química corporal.

Entonces, más que una falta de auto-regulacion emocional, esa adicción es una vía de escape del dolor. Cuando no sabemos manejar de manera ideal el dolor, surge la adicción emocional. Pero surge justamente para aplacar ese dolor. Desde el punto de vista evolutivo, la adicción es el mecanismo para trascender ese dolor y así generar mayor auto-conciencia de lo que somos. Esto denota esencialmente una vía para desarrollar bienestar y promover el auto-conocimiento.

Es de suma importancia entonces identificar qué es eso que nos proporciona bienestar, encontrar la manera de satisfacer ese deseo sin dejar de respetar nuestros valores.

Desarrollando bienestar y promoviendo el auto-conocimiento, experimentamos una nueva química corporal basada en el bienestar de comprender quiénes somos y el potencial que habita dentro de nosotros. Cuando comenzamos a darnos cuenta de quiénes somos y del potencial que tenemos, nuestro sistema nervioso y por ende todo el cuerpo, comienza a sentir cosas diferentes.

“¿Qué es lo que me provoca bienestar?; ¿qué es lo que yo valoro?; ¿qué es lo que esta adicción dice de mí en mi búsqueda del bienestar?; ¿quién estoy siendo?”

Todas estas preguntas apuntan a restablecer el comportamiento adictivo y la química corporal a través de la búsqueda del bienestar. Y esta búsqueda es promovida por la misma adicción emocional.

Es de esta manera como la adicción emocional puede ser interpretada como el acelerador de la evolución del ser.

Valora este artículo